Playas para siempre

Cómo proteger las playas arenosas de la erosión mediante política pública municipal

Vista panorámica de la Isla Palmito de Verde, Escuinapa, Sinaloa
Foto: Armando Villalba

¿Por qué se erosionan las playas?

Las playas arenosas son uno de los ambientes más dinámicos que existen. Las playas crecen (se denomina acreción) y decrecen (erosión) naturalmente, en respuesta a condiciones oceanográficas y costeras que ocurren en una región amplia.

Generalmente, los procesos de acreción y erosión sólo es posible apreciarlos a escala de décadas, y  por ello, es difícil identificar si el retroceso de una playa es parte de un proceso natural al que sólo hay que darle tiempo para que se recupere, o es un proceso erosivo predominante que hay que atender.

Hay procesos erosivos que se detonan por causas humanas. La infraestructura que construimos en el lecho de los ríos y en la zona costera puede afectar profundamente la dinámica de la playa y detonar procesos erosivos que hay que atender inmediatamente. Algunas de las causas más comunes de erosión de playa son las siguientes:

1

Se interrumpe el aporte de
sedimiento a la costa

2

Se interviene la playa con estructuras o construcciones que impiden el movimiento de la arena

3

Se desarrollan actividades incompatibles con la protección de la playa

Teacapán, Escuinapa, Sinaloa.
Autor: Conselva, Costas y Comunidades, A. C.

Causa 1

Se interrumpe el aporte de sedimentos a la costa

Las playas se alimentan de la tierra y del mar.

El proceso de acreción o formación de una playa arenosa requiere del aporte de sedimentos que arrastran los ríos desde la parte alta de la cuenca hasta el mar, y del aporte de arena que brindan las olas, la corriente litoral y el viento.  La construcción de presas y otras formas de represamiento de ríos y arroyos reducen el aporte de sedimentos de los ríos a la costa, lo que propicia la erosión de la playa

Autor: Alwin van der Heiden

Causa 2

Se interviene la playa con estructuras o construcciones que impiden el movimiento de la arena

Las playas siempre están en movimiento

Las playas arenosas están siempre sujetas a grandes fuerzas naturales, como la intensidad y dirección del viento y del oleaje, así como el flujo y reflujo de la marea. La arena no se opone a estas fuerzas, se adapta, cambia de forma. Gracias a que los granos de arena están sueltos, el viento y la corriente litoral pueden trasladar grandes volúmenes de arena de un sitio a otro, y el oleaje puede arrastrar la arena y modificar el perfil de la playa. En caso de un huracán, los granos de arena son capaces de disipar la enorme energía con la que el oleaje golpea la playa.

Esta capacidad de adaptación hace de la playa un ambiente altamente resiliente a la erosión y por ello, una playa sana es nuestra protección más efectiva contra el efecto erosivo del oleaje durante huracanes y tormentas tropicales.

Cuando construimos infraestructura que impide que la playa se adapte al viento y el oleaje, propiciamos su erosión. La enorme energía del oleaje se intensifica al chocar con una infraestructura dura, y en su regreso al mar, arrastra con gran fuerza la arena que se encuentra debajo de la infraestructura, socavando el sostén de ésta.

Autor: Alwin van der Heiden

Autor: Gabriel Rimmerman

Causa 3

Se desarrollan actividades que afectan la integridad de las playas arenosas

La gobernanza en la zona costera es compleja y propicia una toma de decisiones fragmentada e incompatible con la protección de la playa.

En México, la zona costera está integrada por una porción marina (plataforma continental hasta la isobata de los 200 m) y una porción terrestre en la que se ubican 263 municipios costeros. Las actividades que se desarrollan en esta zona afectan la integridad de las playas arenosas.

¿Quién toma las decisiones sobre las actividades que se pueden o no desarrollar en esta zona costera?

El número de dependencias gubernamentales que inciden en la zona costera varía de acuerdo a la estructura de la administración pública vigente, sin embargo, en promedio, unas 30 instituciones de los tres niveles de gobierno tienen algún nivel de injerencia en la zona ya que la cantidad de dependencias estatales y municipales varía de acuerdo al organigrama de cada administración.

MUNICIPAL (escuinapa)

  • IMPLAN
  • Direccción de Obras, servicios Públicos y Ecología

ESTATAL

  • Secretaría de Desarrollo Social
  • Secretaría de Desarrollo Sustentable
  • Secretaría de Economía
  • Secretaría de Obras Públicas
  • Secretaría de Agricultura y Ganaderia
  • Secretaría de Pesca y Acuacultura
  • Secretaría de Turismo

FEDERAL

  • Secretaría del Bienestar, CONABIO, SEMARNAT, CONACyT, INAPESCA, SEMAR, INE, SRE, SCT, CONANP, CONAGUA, SEDENA, CFE, SECTUR, SHCP, PROFEPA, SADER, CONAPO, INEGI, FONATUR, SEDATU, PEMEX

Instituciones de la administración pública con atribuciones en la zona costera del municipio de Escuinapa, Sinaloa, en el 2020

Las playas arenosas se encuentran justo a la mitad entre la porción marina y la terrestre de la zona costera. Albergan una franja de jurisdicción federal denominada Zona Federal Marítimo Terrestre (ZOFEMAT), que abarca 20 metros sobre la pleamar máxima. Después de esta zona, la jurisdicción es municipal. Es decir, los municipios son los que tienen la mayor posibilidad de incidir en el destino de sus playas. Sin embargo, son justamente ellos los que tienen menos instituciones que regulan lo que ocurre en sus playas.

Tipos de soluciones a la erosión de playas arenosas

para atender los problemas de erosión de las playa arenosas, existen dos enfoques principales:

01.

Controlar la tasa de erosión

Históricamente es el enfoque más usado en el mundo. Las soluciones que se plantean tienen un fuerte componente de ingeniería y tecnología, y buscan reducir la tasa de erosión mediante estructuras, así como también mitigar los efectos de ésta a través de la realimentación de playas.

El costo de estas soluciones es muy elevado, por lo que comúnmente sólo la iniciativa privada puede solventarlos. En consecuencia, son acciones aisladas en donde las estructuras se ubican frente a la propiedad privada en la que, en el mejor de los casos, logra reducir el riesgo o mitigar los efectos del proceso erosivo.

estructuras de control de la tasa de erosión

Construcción de estructuras de protección costera como muros, revestimiento y gaviones

Rompeolas sumergidos y diques para minimizar las tasas de erosión

Relleno artificial de playas

02.

Controlar el desarrollo costero

Este es un enfoque moderno, que rápidamente ha ganado aceptación en Estados Unidos y Europa y que es de aplicación incipiente en México. Las soluciones que se plantean son resultado de políticas públicas que buscan regular los usos de suelo, definir líneas de control de las construcciones y áreas de exclusión del desarrollo costero, entre otras acciones. Dado que se busca la regulación y el control, las soluciones que se generan bajo este enfoque deben lograr la aceptación social y política.

Las soluciones se plantean bajo un principio precautorio y teniendo en mente escenarios de cambio climático a mediano y largo plazo. Los costos de estas soluciones son tanto públicos como privados. Bajo este enfoque, se evitan riesgos de erosión y se aborda el problema desde una perspectiva más integral, por lo que existe la posibilidad de reducir la pérdida de playa en beneficio de la región

mecanismos de control del desarrollo urbano

Establecimiento de áreas de exclusión

Regulación de usos de suelo

Adquisición de propiedades

Reglamentación de las construcciones

Las playas de Escuinapa en 2016

4.64 km

de playa con proceso erosivo

38.5 km

de playa en riesgo

Escuinapa es el municipio más sureño del Estado de Sinaloa, México.

Posee 38.5 km de playas arenosas, enmarcadas por la desembocadura de dos ríos: al norte el río Baluarte y hacia el sur, el río Las Cañas, que marca el límite entre los Estados de Sinaloa y Nayarit. Estos dos Estados comparten, además, el ecosistema lagunar estuarino más extenso e importante del Pacífico: Marismas Nacionales.

En el límite entre Sinaloa y Nayarit se ubica Teacapán, un pequeño poblado de pescadores que han sido testigos de la pérdida gradual de sus playas que se extiende a 4.64 km. La historia y tradiciones de Teacapán están intrínsecamente vinculados a las extensas playas arenosas que tenían y por ello, la pérdida de la playa era considerada - y vivida - como un grave problema.

Al norte de la boca de Teacapán y hasta la boca del río Baluarte, se tiene una franja de 38.5 km de playas arenosas en las que prácticamente no se tiene infraestructura costera. A esta franja se le conoce como Isla Palmito de Verde, pero los pobladores le denominan “el valle” en alusión a la intensa actividad agrícola que se desarrolla tierra adentro. Al norte de la Isla se ubica el polígono del Centro Integralmente Planeado de Fondo Nacional de Fomento al Turismo (FONATUR). La vocación turística e inmobiliaria de toda esta franja es evidente, por lo que existe el riesgo de que se detone un proceso erosivo en la playa si se tiene un desarrollo costero sin ningún control.

En ese momento, ni gobierno municipal ni sociedad contaban con estudios técnicos que explicaran cuáles habían sido las causas que habían detonado el proceso erosivo en Teacapán. Tampoco se conocía cuánta playa se había perdido realmente en Teacapán y si este proceso estaba operando ya en las playas situadas al norte de esta localidad. Finalmente, la ausencia de información técnica impedía el diseño de propuestas de solución tanto correctiva como preventiva de la erosión de playa en Escuinapa.

Por su parte, la sociedad de Teacapán tenía distintas percepciones y teorías sobre las causas de la erosión de la playa. Desconocían qué se podía hacer para detener la erosión y recuperar sus playas. A pesar de haber vivido siempre en la costa, los pobladores no identificaban a las distintas autoridades gubernamentales con injerencia en la costa, con excepción de las autoridades municipales. Como resultado de este desconocimiento, la sociedad no podía proponer soluciones a la erosión de la playa de Teacapán, ni tampoco prevenir que se erosionaran las playas del resto del municipio".

"El gobierno municipal consideraba a las playas de jurisdicción federal, por lo que carecía de atribuciones para actuar de manera preventiva o correctiva ante la erosión costera.  Esto provocó la ausencia de una agenda de trabajo coordinada con autoridades federales y estatales que permitiera proteger y rehabilitar sus playas.

La poca claridad respecto a sus atribuciones, sumada a la falta de estudios técnicos y de propuestas de solución se tradujo en la imposibilidad de las autoridades locales para gestionar la solución a la erosión.

De continuar esta situación, la erosión de la playa en Teacapán se agravaría y la falta de control del desarrollo costero propiciaría la erosión de las demás playas del Municipio de Escuinapa.

Sin playas, los pobladores de la franja costera del Municipio serían más vulnerables a los efectos del cambio climático.

Escuinapa, primer municipio del país en proteger sus playas mediante política pública municipal

Modelo de intervención

En Conselva construimos soluciones técnicamente sustentadas, socialmente validadas y que puedan ser implementadas a través de políticas públicas

Nuestro modelo de intervención tuvo tres componentes que interactuaron entre sí para producir los resultados esperados:

Sustento técnico

En este componente se desarrollan los estudios de oceanografía costera necesarios para tener un diagnóstico claro del problema que permita identificar las líneas de acción para su solución.

OBJETIVO
Generar los insumos técnicos necesarios para sustentar una estrategia de intervención preventiva y correctiva de la erosión costera en el municipio de Escuinapa

Involucramiento social

En este componente se trabaja con todos los actores que son afectados o que pueden incidir tanto en el problema como en su solución. Se difunden los diagnósticos técnicos y se plantean y discuten las propuestas de solución.

OBJETIVO
Impulsar el apoyo de los escuinapenses para la implementación de las estrategias de protección y rehabilitación de las playas

acompañamiento político

Acompañamiento político. En este componente se involucra a los actores de los tres niveles de gobierno con injerencia tanto en el problema como en la solución. En este proceso en particular, se trabajó con las autoridades municipales y el Cabildo para fortalecer su participación en la protección de sus playas.

OBJETIVO
Fortalecer la capacidad de las autoridades municipales  para impulsar una estrategia de rehabilitación y protección de playas

Teacapán, Escuinapa, Sinaloa.
Autor: Conselva, Costas y Comunidades, A. C.

Conoce nuestros modelos de intervención

playas con proceso de erosión activo

Playas con proceso de erosión activo: estrategia de control de la tasa de erosión en Teacapán

SUSTENTO TÉCNICo

Para tener un diagnóstico sobre las causas que detonaron la erosión de la playa de Teacapán, se llevaron a cabo una serie de estudios oceanográficos y costeros en el área. Los estudios permitieron identificar causas de escala regional, como el cambio en la hidrodinámica de los ríos que drenan a Marismas Nacionales como resultado de la apertura del Canal de Cuautla, y causas locales, como la construcción de una serie de espigones que exacerbaron el proceso erosivo que continúa hasta hoy. Teacapán tiene hoy cuatro áreas con diferentes niveles  de pérdida neta de playa: desde 30 m hasta la más aguda que ocurre en Playa Las Lupitas, donde se han perdido 175 m de playa. Los estudios permitieron elaborar un proyecto piloto de restauración de playa y son también la base para plantear una propuesta de rehabilitación de la playa de Teacapán.

INVOLUCRAMIENTO SOCIAl

Paralelamente, se realizó un estudio de percepción social y conocimientos sobre la erosión de la playa de los pobladores de Teacapán, en el que se identificó que no existía una conocimiento compartido sobre las causas de la erosión de la playa ni sobre la gobernanza de la zona costera. Con base en los hallazgos se diseñó una estrategia de comunicación e involucramiento social, que incluyó reuniones informativas y una campaña de comunicación. En las reuniones informativas se contrastaron los resultados del diagnóstico de la erosión costera con los conocimientos, recuerdos y saberes de los pobladores de Teacapán para construir la validación social del diagnóstico. Posteriormente se impulsó una campaña de comunicación enfocada en informar a toda la población de Escuinapa con énfasis en Teacapán, las causas que detonaron la erosión de la playa y qué se puede hacer para evitar que se vuelva a detonar otros procesos erosivos. La campaña empleó videos explicativos que se transmitieron a través de Whatsapp, folletos, spots de radio, espectaculares y trípticos.

ACOMPAÑAMIENTO POLÍTICO

Desde su inicio, el proyecto buscó y obtuvo el apoyo del Gobierno Municipal en turno. El respaldo brindado al proyecto fue fundamental para lograr el involucramiento social con los actores locales. Por ello, se procuró mantener siempre informados de todos los avances en el componente técnico al alcalde, Cabildo y funcionarios públicos que tenían alguna injerencia en la zona costera y con ellos se dialogó sobre la estrategia de involucramiento social a implementar en su municipio para socializar los resultados obtenidos hasta el momento. Se contó con su apoyo y gestión para las reuniones con autoridades federales para discutir la viabilidad de implementar el proyecto piloto de rehabilitación de la playa.

Playas erosionadas

Objetivo: controlar la tasa de erosión de la playa de Teacapán

playas con riesgo de erosión

Playas con riesgo de erosión: estrategia de regulación del desarrollo costero

SUSTENTO TÉCNICo

Se elaboró el diagnóstico de los procesos costeros ocurridos en los últimos 35 años en los 42 km de playa de Marismas Nacionales Sinaloa, que permitió identificar las zonas de erosión y acreción de la playa en este período. Con base en esta información, se delimitaron una zona de amortiguamiento y una zona de regulación del desarrollo costero en esta playa. El diagnóstico de la playa fue además, la base para establecer las políticas, lineamientos, estrategias y acciones encaminadas a atender la problemática de la erosión costera por parte de las distintas agencias de gobierno responsables de esta gestión. Estas políticas y estrategias se plasmaron en el Programa de Manejo de la Erosión Costera del Municipio de Escuinapa (PROMECE).

INVOLUCRAMIENTO SOCIAl

Las políticas y acciones del PROMECE orientaron la identificación de los actores a quienes se les debería dar a conocer esta información para recabar sus opiniones y construir el respaldo ciudadano a las acciones de protección de la zona costera. Se tuvieron reuniones informativas con los propietarios de los terrenos y los usuarios (turisteros y pescadores) para resolver sus dudas y comunicarles la certeza sobre su propiedad y la preservación de su plusvalía. También se tuvieron reuniones informativas con actores con influencia en la zona costera, como Notarios Públicos, Colegios de abogados, arquitectos e Ingenieros civiles). Todos los grupos ciudadanos brindaron su respaldo total a las medidas propuestas que preservan las playas, un patrimonio natural muy valorado por los escuinapenses.

ACOMPAÑAMIENTO POLÍTICO

El respaldo ciudadano a las políticas del PROMECE, fue la base para que el Ayuntamiento decidiera analizar la posibilidad de incorporar al PROMECE como política pública. El Instituto Municipal de Planeación (IMPLAN) coordinó el análisis del marco legal aplicable al PROMECE y junto con Conselva y Lorax, se realizaron los ajustes necesarios al PROMECE. El nuevo documento se presentó ante Cabildo para su análisis, discusión y finalmente aprobación y publicación el Periódico Oficial del Estado. Posteriormente, el IMPLAN y la Dirección de Obras, Servicios Públicos y Ecología del Municipio se dieron a la tarea de elaborar la Actualización del reglamento de construcción municipal. En este Reglamento, se generó un capítulo en el que se definen las franjas de amortiguamiento y de regulación del desarrollo urbano, y se definen las obras que se pueden o no desarrollar en cada una de estas franjas. El Reglamento también fue aprobado por Cabildo y publicado en el Periódico Oficial del Estado. Finalmente, los lineamientos de estos dos instrumentos de política pública municipal se incorporarán al Ordenamiento Ecológico Local del Municipio de Escuinapa (POEL) actualmente en proceso.

Playas con riesgo de erosión

Objetivo: regulación del desarrollo costero en Isla Palmito de Verde

Las playas de Escuinapa hoy

Este proceso propició el fortalecimiento de la capacidad del Municipio de Escuinapa para atender y prevenir la erosión costera y con ello, ha reducido la vulnerabilidad de sus ciudadanos ante los efectos del cambio climático y ha preservado el patrimonio natural de Escuinapa.

La sociedad de Escuinapa y en particular la de Teacapán, han unificado su visión sobre las causas que detonaron la erosión costera, lo que fortalece su capacidad de prevenir que estas acciones se repitan. Los sectores productivos costeros están más informados sobre la gobernanza de la zona costera y en consecuencia, se mejora la gestión de sus propuestas. Ingenieros, arquitectos, abogados y notarios tienen mayor claridad para realizar su trabajo en temas relacionados con la playa. Para los propietarios de los terrenos con frente de playa, la protección de la playa incrementa la plusvalía de sus terrenos y los hace más atractivos para la inversión, al existir mayor certeza y orden sobre las construcciones y actividades que ocurren en la playa.

El municipio cuenta con estudios técnicos que documentan las acciones que detonaron la erosión de la playa de Teacapán y tiene la capacidad ejercer su autoridad para evitar que estas acciones se presenten de nuevo en los 42 km de playa que se tiene. También tiene el conocimiento preciso del nivel de erosión y de vulnerabilidad a la erosión en la que se encuentran todas las playas de Escuinapa. Cuenta además con estudios técnicos que le permiten plantear una estrategia de rehabilitación de la playa de Teacapán.

El gobierno municipal mejoró su capacidad de gestión ya que tiene mayor claridad sobre las atribuciones de las autoridades de los tres niveles de gobierno para la atención de las problemáticas que enfrenta la zona costera. Cuenta además con el PROMECE, que guía la gestión municipal para el buen manejo y prevención de la erosión costera formados sobre la gobernanza de la zona costera y en consecuencia, se mejora la gestión de sus propuestas.

Agradecemos su respaldo, apoyo técnico y financiero a lo largo de éste proyecto

APOYO TÉCNICO